EUSKERA

 

La trufa negra es un hongo subterráneo muy valorado en gastronomía por su peculiar aroma y sabor. Vive asociado a las raíces de árboles como las encinas, los robles o los quejigos. La trufa colabora en el mantenimiento y mejora del suelo, la flora y la fauna.

Suele medir de 3 a 7 centímetros y pesar entre los 20 y los 200 gramos. De color negro y forma irregular, es la trufa más apreciada.

La comarca de la Montaña Alavesa, por su suelo y su clima, es un lugar óptimo para esta trufa, y su calidad es excepcional. Comienza su temporada cuando ya están maduras, en diciembre, y termina en marzo.

Se tiene noticia de su existencia desde tiempos remotos, aunque sólo se apreciaba en época de escasez.

Es difícil dar con ellas y se emplean perros entrenados para ello, que rastrean el aroma.
Si se realizan plantaciones se parte de árboles que llevan ya el hongo en sus raíces y el primer fruto tarda entre 5 a 8 años.

Se caracterizan por su olor intenso y su sabor agradable, algo amargo, y su textura firme y carnosa. En la cocina se emplean crudas o cocidas, cortadas en láminas o en rodajas, como aromatizante, acompañando un gran número de platos.

Por su gran tradición en Álava, se celebra a finales de cada mes de enero la “Feria Internacional de la Trufa Negra de Álava”.

 

Sólo se permite la utilización de este contenido en otros sitios web enlazando con nuestra url, mencionando como fuente a Zainduzaitez.  
© Zainduzaitez, Bilbao 2020. Aviso Legal

(Visited 26 times, 1 visits today)