Unas patatas fritas acompañando a unas alitas de pollo, también fritas, bien crujientitas… no hacen daño...