Con la llegada de las Navidades se incrementa en los hogares el consumo más de un 20% respecto al resto del año, siendo el gasto en alimentación lo que más aumenta, multiplicándose por tres.
Es una época de reencuentros y reuniones con familiares y amigos con copiosas cenas y almuerzos que rompen la organización y planificación de comidas habitual. El mayor consumo genera una considerable cantidad de desperdicios alimentarios que hay que procurar evitar.

Desde la Federación Española de Industrias de la Alimentación y Bebidas (FIAB) y el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente se promueve una sensibilización social con el fin de lograr una mejor planificación de la compra y que ésta sea sostenible. Ocho son los consejos que ofrecen para prevenir y reducir los desperdicios de alimentos en Navidad:

  • Planificar con inteligencia los menús y compras navideñas, revisar el frigorífico y el congelador antes de ir a la compra.
  • Congelar raciones para otros días y reutilizar los restos de las comidas.
  • En los restaurantes pedir consejo al camarero para medir bien lo que el grupo puede consumir.
  • Llevarse las sobras del restaurante a casa.
  • Organizar bien el frigorífico, con los alimentos con una caducidad más cercana situados al principio y los de más larga caducidad al fondo.
  • Seguir las instrucciones de almacenamiento, conservación y preparación que aparecen en las etiquetas de los alimentos.
  • Respetar la cadena de frío.
  • Organizarse bien mientras se cocina para no tirar nada.

Por tanto, es importante fijarse en el etiquetado de los productos. Muchos alimentos frescos, sobre todo los que tienen grandes descuentos, tienen una caducidad muy corta. Si lo vamos a consumir próximamente, elegiremos una fecha de caducidad cercana para evitar tener que tirarlo.
Con los productos congelados y refrigerados no se debe romper la cadena de frío, prolongando así su vida útil. Además, hay que vigilar la temperatura del congelador, tiene que tener -18º.
Si no se puede aprovechar la comida, hay que congelar las sobras cuanto antes la comida en envases adecuados o reutilizar los restos de comida para elaborar otros platos (ropa vieja -plato preparado con sobras-, croquetas…).

Sólo se permite la utilización de este contenido en otros sitios web enlazando con nuestra url, mencionando como fuente a Zainduzaitez.  
© Zainduzaitez, Bilbao 2015. Aviso Legal